*Se debe fomentar la cultura hñähñú, dijo la gobernadora indígena de San Ildefonso, Patricia Jiménez.

Por Francisco Villeda

Tepeji del Río, Hgo.- La discriminación hacia la población hñähñú ha disminuido considerablemente, aunque sí se registran todavía casos que atentan contra los pobladores, señaló Patricia Jiménez Martínez, gobernadora indígena de San Ildefonso.

La representante indígena dijo que anteriormente había en toda la zona una mayor discriminación hacia los habitantes de esta comunidad, pero en los últimos años ha cambiado la situación y este tipo de agresiones han disminuido. 

“Ha cambiado su percepción, ya no nos tratan diferente, al menos ya no lo hemos visto generalizado, pero si hay gente que sale y les dicen ‘bonchitos’, pero ya no es tanto la discriminación o diferenciación”, afirmó Jiménez.

Explicó que cuando se presentan los casos no se interponen denuncias, pues los afectados deciden no proceder, al considerar que no habrá sanciones para los agresores, y por este motivo dejan pasar este tipo de situaciones.

A pesar de esa negativa para interponer procesos contra este tipo de casos, dijo que como representantes indígenas les han pedido a los pobladores que no se sientan inferiores, pues dijo que no hay motivos para hacerlo, y, por el contrario, resaltar la lengua, sus tradiciones y la cultura hñähñu en general.

Insistió en su llamado para que los pobladores de esta comunidad indígena preserven la cultura y particularmente la lengua, por lo que se debe inculcar desde los a fin de que no se pierda la riqueza de este pueblo, el cual lucha desde hace años en distintos frentes por el reconocimiento de sus derechos.

Pero admitió que hay oposición de algunos padres de familia a enseñar la lengua por los casos de discriminación que se han registrado en contra de los hablantes de esta, un factor negativo para la conservación de la cultura de este poblado tepejano.

Catálogo de pueblos indígenas

Jiménez señaló que el año pasado como gobernadora indígena hizo la actualización en el catálogo de pueblos indígenas, para el cual tienen que llenar un formato de manera conjunta con los representantes de la delegación auxiliar y del ejido.

Este procedimiento se realizará de manera anual y debe cumplirse para mantener a la comunidad dentro de este estatus a nivel federal, y por ello destacó la importancia de realizar este tipo de protocolos gubernamentales.

Recientemente la gobernadora señaló que en las escuelas de la comunidad San Ildefonso no se está impartiendo la lengua hñähñu como materia, a pesar de las peticiones que han realizado en la materia.

Hasta ahora sólo han logrado que la lengua se imparta como taller y dijo que pedirán a las autoridades educativas que se imparta como materia, por la importancia que tiene preservarla.

Confió en que esta gestión se concrete, aunque admitió que se enfrentan a muchos retos pues es un proceso largo, no obstante, debe realizarse para fomentar entre los estudiantes la cultura. *NI*

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *