*Manuel Hernández Badillo aclaró que estaría en su derecho de solicitar el amparo y que se lo otorguen. Dijo sentirse tranquilo porque el gobernador declaró que no habrá impunidad, pero tampoco una  inquisición.

Por MARLENE GODÍNEZ PINEDA

Manuel Hernández Badillo, alcalde de Tula, negó que se haya amparado ante cualquier acción de la autoridad, luego de que la Auditoría Superior del estado de Hidalgo presentó una denuncia ante la Procuraduría de Justicia estatal por no solventar más de 60 millones de pesos.

Dijo confiar en las instituciones y dar la cara, “esperaremos los tiempos necesarios para las declaraciones pertinentes, porque hay un proceso”. Respecto al amparo aseveró que es mentira y que se ha mencionado desde hace un mes porque lo leyó en redes sociales, pero aprovechó para decir que si tuviera el amparo son sus facultades constitucionales y pueden otorgárselo.

Relacionado a la manifestación del lunes 29 de mayo mencionó que se ha hablado con dolo que parte de los recursos que no solventó son de los inundados y eso no es así, dado que se trata del tema de la trituración del lirio acuático en la Presa Endhó, para lo cual su administración se guió por el gobierno estatal e incluso existe un proceso de adjudicación, se siguió la normatividad.

Pero en las observaciones hay otros temas como el que de manera recurrente le señalan al interior del cabildo por cuanto a las adjudicaciones directas y que le fue observado en la auditoría del 2021 por no estar motivadas. Como respuesta mencionó que son recursos recepcionados y liberados, pero que al final tendrá que ir aclarando. “Estamos muy tranquilos porque hicimos lo que marca la normatividad y se transfirieron los recursos a las empresas que nos indicaron”, recalcó.

Desde la perspectiva de su gobierno se solventaron las observaciones, dijo, pero a los ojos de la Auditoría no. De tal manera que interpusieron la denuncia contra el presidente, los funcionarios y las empresas que resulten responsables. Manuel Hernández dijo sentirse tranquilo por lo declarado por el gobernador Julio Menchaca Salazar que si bien dijo que no será permisible de corrupción, tampoco será una inquisición.

“Quienes pudieran apostar por cuestiones políticas personales, están en su legítimo derecho de quererlo, pero hay instituciones. Están las investigaciones y si así fuera tendré que acatar lo que las instituciones vayan indicando, pero apego a derecho podemos defendernos”, expresó ante la posibilidad de librarse una orden de aprehensión.

Además de tener  la disposición de coadyuvar, mencionó que está presente y que no va a huir como han llegado a suponer, porque es gente de bien y quien lo desea  lo hace por intereses personales. Y en el asunto de la manifestación del lunes aseveró que no hubiera salido aunque estuviera en la alcaldía, porque lo que quieren es que se vaya de la presidencia y eso no lo van a decidir entre él y sus denostadores, sino que se tiene que atender el cauce con las instituciones. 

Si requiere asesoría jurídica la ley marca que tendría que ser con pago personal si la denuncia es personal y si es en contra del ayuntamiento se apoyan con el área jurídica. Hasta el momento no ha sido notificado de la denuncia ni se ha presentado en la Procuraduría y a la Auditoría Superior asiste continuamente porque se realiza la auditoría al presupuesto basados en resultados y se está realizando la del 2022, y en el 2023 los recursos se ejercen con apego a la normatividad. *NI*

Por Nueva Imagen de Hidalgo

Medio de comunicación que nació impreso en 1988 y con el correr de los años se convirtió en un referente en la región de Tula del estado de Hidalgo. Se publica en formato PDF los miércoles y a diario la página web se alimenta con información de política, policíaca, deportes, sociales o toda aquella información de interés para la población.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *