*De las observaciones hechas por la Auditoría Superior del estado de Hidalgo por más de 60 millones de pesos.

La documentación presentada por el gobierno municipal de Tula por las observaciones, recomendaciones y acciones de la Auditoría Superior del estado de Hidalgo, no fueron suficientes para atender en los plazos y términos las irregularidades detectadas que ascienden a poco más de 60 millones de pesos.

Así lo dice el oficio 1390/2023 fechado el 11 de mayo y recibido en la alcaldía el 18 del mismo mes, para dar seguimiento a la auditoría ASEH/DGFSM/075/TUA/2021, correspondiente a la cuenta pública 2021. En el documento la Auditoría es clara al decir que el gobierno de Tula no presentó los elementos necesarios para solventar, justificar o aclarar los resultados que se le dio a conocer por medio de anexos.

La suma observada es de 60 millones 579 mil 460. 94 pesos, por ello la Auditoría dice en el documento que al haberse detectado irregularidades que permiten presumir la existencia de responsabilidades de servidores públicos o particulares vinculados, por lo que la Auditoría “procederá a ejercer acciones que conforme a derecho correspondan”, reza el documento firmado por el auditor Jorge Valverde Islas.

Cabe recordar que al gobierno de Tula que encabeza Manuel Hernández Badillo le observaron, por ejemplo, la falta de actas de entrega recepción de 18 obras donde se invirtieron recursos del FISMDF 2021 y de FISMDF 2020. También el pago improcedente de poco más de 1 millón de pesos en la compra de colchones que no cumplieron con la calidad necesaria y que puso en riesgo la salud de quienes los recibieron.

No hay evidencia de los trabajos pagados a través de la partida de servicios profesionales y se le observa la adjudicación directa para adquisición y servicios  a cargo del fondo de recursos extraordinarios, a favor de la empresa Team Xao, S.A. de C.V., la cual junto con otras aparece en otros casos de la llamada estafa siniestra, en la que se vieron involucrados varios alcaldes. En el caso de Tula se trata de los trabajos de trituración de lirio acuático de la presa Endhó.

Tampoco aparecen los precios unitarios en los contratos con Team Xao, S.A. de C.V., empresa que aparece como proveedora en otros estados, pero también se le menciona en casos de denuncias por peculado. Fue creada en el 2020. En otra observación falta el contrato con un negocio farmacéutico a la que se le pagó. Y en la obra de modernización de la carretera Tula-Refinería no hay motivación ni justificación para la adjudicación directa.

No hay evidencia de la entrega de vestuario y uniformes que se adquirió por 1 millón 257 mil 500 pesos. La Auditoría también encontró debilidades en la implementación del Sistema de Control Interno que tiene que ver con el código de ética. En tanto que el cobro del impuesto predial no se ajustó a lo establecido en la Ley de Ingresos.  Y no se recuperó el recurso ante la rescisión del contrato para la terminación del Plan Municipal de Desarrollo Urbano.

Cabe mencionar que a raíz de la no solventación de las observaciones, se sabe que la Auditoría presentó la denuncia correspondiente ante la Procuraduría General de Justicia de la entidad. De parte del gobierno de Tula no se han dado comunicados oficiales al respecto. *NI*

Por Nueva Imagen de Hidalgo

Medio de comunicación que nació impreso en 1988 y con el correr de los años se convirtió en un referente en la región de Tula del estado de Hidalgo. Se publica en formato PDF los miércoles y a diario la página web se alimenta con información de política, policíaca, deportes, sociales o toda aquella información de interés para la población.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *