SONY DSC

*Les restringe CNA ante la escases por falta de lluvias.

Por Francisco Villeda 

Los campesinos enfrentan una severa problemática por la falta de agua para cultivo, pues se están restringiendo los riegos por parte de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) para aprovechar la poca agua disponible por ahora. 

Antonio Alonso, de 65 años, es un campesino de la región Tula, quien como sus compañeros sufre de los estragos de un amplio periodo de estiaje, lo cual afecta directamente a la producción del Valle del Mezquital, una zona que se riega con el agua residual del Valle de México y su zona metropolitana. 

A mediados de abril pudo hacer una siembra, pero debido a las restricciones de riego por parte de Conagua por lo pronto no tiene contemplada otra siembra. Y es que algunos campesinos hacían hasta tres siembras en el año, pero son pocos los casos, pues hay limitaciones debido a la escasez del agua. 

En épocas de abundancia algunos campesinos sembraban en enero y en marzo ya estaban cosechando maíz, y enseguida volvían a sembrar y lograban otra cosecha en septiembre o agosto, y en ocasiones hacían una tercera. 

Pero ahora ya no es posible lograr esta producción, pues cada año se va agravando la situación de estiaje, por ello confía en que ahora que empezó la temporada de lluvias estas sean abundantes para mejorar la producción. 

Dice que un mes de buenas lluvias es suficiente para lograr que la presa La Requena, actualmente en bajos niveles históricos, se llene y pueda distribuirse adecuadamente a la zona agrícola de Tula, a través de su conexión con la presa Endhó. 

Esta última presa no ha logrado llegar a su capacidad total, pero enfrenta un problema de azolve, como la presa Endhó, por lo que cada año el nivel de captación disminuye, agravando aún más la problemática por la escasez de agua para uso agrícola. 

Aunque ha trabajado en diversos oficios nunca ha dejado de sembrar desde que recibió las parcelas de riego de su padre; el canal Requena las nutre, les ha permitido sacar muchas cosechas y sostener a su familia. 

El campo es su vida, de ahí sacó adelante a sus hijos y a su esposa, por ello padece ante la escasez de agua que se vive actualmente, pues sabe que el campo es bondadoso pero que requiere mucha labor, mucho amor. 

Ante esta condición los canaleros, es decir, quienes tienen el control de las compuertas para abastecer los vales de riego, están restringiendo a una siembra por año, con la esperanza de que se les dote de más agua si hay lluvia. 

Si las lluvias continúan o se intensifican como campesinos buscarán otra siembra, a fin de aprovechar el agua, pero dependen de la disponibilidad del agua, de su adecuada administración. 

Hasta el momento los pronósticos son buenos, pero la necesidad de la zona agrícola del Valle del Mezquital es alta, pues se encarga de parte del abasto de vegetales y legumbres para la capital del país, regadas con la misma agua residual que envían al área. *NI*

Por Nueva Imagen de Hidalgo

Medio de comunicación que nació impreso en 1988 y con el correr de los años se convirtió en un referente en la región de Tula del estado de Hidalgo. Se publica en formato PDF los miércoles y a diario la página web se alimenta con información de política, policíaca, deportes, sociales o toda aquella información de interés para la población.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *