Por José Antonio Trejo Rodríguez.

El próximo sábado 14 de octubre tendremos la ocasión de atestiguar un eclipse solar anular; de acuerdo con los expertos, este fenómeno ocurre cuando la luna se encuentra en un punto alejado de la tierra y se interpone entre el sol y nuestro planeta, sin lograr cubrir del todo al astro rey, creando la sensación visual que nuestro satélite está rodeado de un anillo resplandeciente.

La trayectoria del eclipse se puede consultar en la página de Internet solarsystem.nasa.gov/eclipses Al respecto se puede conocer que será totalmente visible en el oeste estadounidense, Texas hasta Oregón, también en el golfo de México, la península de Yucatán, Centroamérica y algunos países de Sudamérica. Aunque la visibilidad del eclipse no será total en el centro de nuestro país, los especialistas informan que podrá verse de un 70% a un 80% del mismo. En nuestra región, el fenómeno iniciará alrededor de las 10:00 de la mañana, teniendo como punto máximo las 11:00 horas.

Los sitios con visibilidad total en la península serán: Celestún, Campeche, Calkiní, Hecelchakán, Dzibalchén, Xul-Ha, Chetumal, Xcalak, Corozal, Bacalar Chico y San Pedro. Se recomienda consultar las páginas especializadas para conocer los horarios de las actividades astronómicas, arqueológicas y científicas que se han preparado para recibir a los visitantes.

Por salud visual se recomienda no ver directamente el fenómeno, para ello hay que utilizar gafas para eclipse, las gafas solares comunes no sirven para ello. En nuestro país el Instituto Politécnico Nacional ha estado ofreciéndolas de regalo, también lo hace la UAM y la UNAM, además de tener preparadas diversas actividades para disfrutar y aprender. Otra de las opciones es observar a través de los medios de comunicación o de páginas especializadas que se pueden encontrar en Internet.

El fenómeno brinda la oportunidad para conocer literatura sobre investigaciones asociadas al tema, por ejemplo: “La tabla de eclipses en el códice de Dresden. Más de cien años de estudio y discusión” de la autoría de David Marín y Joshua Lemus, de la Escuela de Ciencias Físicas y Matemáticas de la Universidad de San Carlos de Guatemala; publicada en Ciencia, tecnología y Salud, Vol. 6, Núm. 1, 2019 disponible en versión electrónica e impresa.

El resumen del citado ensayo científico explica que el Códice Dresden es el más antiguo de los tres códices que hasta la fecha se conocen; agregan que contiene tablas relacionadas con eclipses solares y lunares; algunos investigadores dicen que tratan de predecir eclipses, otros que relatan la ocurrencia de estos fenómenos. Por lo que la investigación de Marín y de Lemus se centra en estudiar la correlación entre la tabla del Códice Dresden y el registro de eclipses ocurridos entre el año 0 hasta el año 1500 de nuestra era, visibles en la zona de influencia maya. Los datos obtenidos por Marín y Lemus encuentran una coincidencia entre la tabla del Códice Dresden de 11 eclipses de sol de 69 ocurridos en el periodo estudiado. En resumen, concluyen que la tabla del Códice Dresden es un buen instrumento para predecir eclipses de manera global, no de forma local y realizan precisiones en sus conclusiones que tendrían que ser más estudiadas.

Y si el eclipse solar anular del 14 de octubre atrae el interés, mucho más llamativo será el eclipse total de sol del 8 de abril del 2024, que será totalmente visible en parte de la costa del pacífico mexicano y algunos estados norteños como, Sinaloa (Mazatlán), Durango (Durango), Coahuila (Cuatrociénegas y Piedras Negras), al igual que en Texas y la costa este de los Estados Unidos. Mazatlán será uno de los puntos más apropiados para observarlo, mientras que en la localidad cercana de Pitarrilla la duración del eclipse total: 4 minutos con 28 segundos, será la más larga en el continente americano, tres segundos más que en Mazatlán. La página https://areas.geofisica.unam.mx/ciencias_espaciales/noticias/noticiasA/NOTA10.html explica que, en el resto del territorio de nuestro país, al igual que en los Estados Unidos, Canadá y Centroamérica, el eclipse podrá observarse parcialmente.

Hay que disfrutar de los eclipses, son una excelente oportunidad de aprender un poco más sobre nuestro universo y mucho mejor si lo hacemos de manera familiar. Así que consigamos nuestras gafas especiales para no dañarnos la vista o elegir alguna de las opciones que los medios y las páginas especializadas están preparando para sus consumidores. *NI*

Por Nueva Imagen de Hidalgo

Medio de comunicación que nació impreso en 1988 y con el correr de los años se convirtió en un referente en la región de Tula del estado de Hidalgo. Se publica en formato PDF los miércoles y a diario la página web se alimenta con información de política, policíaca, deportes, sociales o toda aquella información de interés para la población.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *