*José Marcelino Valdez Tovar dice que los medios de comunicación, la falta de valores y el amor propio han contribuido a ello.

*Niega el aumento a los costos de algunos sacramentos; asegura que hay buena relación con el gobierno local, pero quisiera ver el atrio libre de puestos.

Por ROSY ÁNGELES

Tlahuelilpan, Hgo.- Los medios de comunicación, la falta de valores y amor propio han contribuido a tener una juventud con falta de fe y alejada de Dios, mencionó el párroco de la iglesia de Tlahuelilpan, José Marcelino Valdez Tovar, en entrevista con Nueva Imagen, a la interrogativa sobre la juventud y la iglesia. 

Señala que los padres de familia son parte fundamental en la formación religiosa de los hijos, pues la familia es la base de formación de valores, valores que se han banalizado por los fenómenos de la actualidad como la música, hoy carente de palabras y de reflexión y donde el matrimonio no lo toman como un sacramento instituido por Cristo.

El sacerdote dijo que para erradicar estas tragedias sociales en las que se vive es necesaria la convivencia familiar, así como enseñar y educar a los hijos a trabajar con amor por sí mismos y por los demás. En otros temas platicó sobre los trabajos realizados en el templo antiguo, principalmente para rescatar el espacio que estaba deteriorado y con humedad por la falta de mantenimiento, trabajos que se hicieron con la supervisión del INAH.

La pandemia los limitó mucho, pero a pesar de ello siempre se respetaron las medidas de salud que se mantienen vigentes, negó que haya disminuido la participación de la feligresía, al contrario, existe más ahora que han comenzado las visitas del Santo Patrono San Francisco de Asís a las colonias y comunidades de Tlahuelilpan, tradición que lleva muchos años, donde las familias acostumbran a ofrecer alimentos a los acompañantes, de lo que destacó no estar en contra, pero sí de toda la  basura que se genera con platos y vasos desechables.

Ante la denuncia del aumento en los costos de los sacramentos, el párroco José Marcelino Valdez Tovar negó que exista esta situación, pues los costos los establece la Diócesis, y no los pone él como se pudiera llegar a pensar, ya que desde hace cinco años que se encuentra a cargo de la iglesia de Tlahuelilpan, siguen manteniendo el mismo precio, salvo la misa de XV y bodas que aumentó 200 pesos más. Así también platicó sobre la relación cordial que existe con el gobierno local del que reciben apoyo durante la feria patronal del mes de octubre.

Sobre los puestos que se colocan en el atrio del templo a un costado del jardín municipal, compartió que hace tiempo los puestos ahí instalados otorgaban una especie de renta a la parroquia, pero desconoce en qué momento cambió esto, ya que ahora pagan a presidencia municipal. Dice no buscar que nuevamente los comercios otorguen el apoyo a la iglesia, pero sí le gustaría que esté libre de negocios al ser un espacio que le pertenece a la parroquia. *NI*

Por Nueva Imagen de Hidalgo

Medio de comunicación que nació impreso en 1988 y con el correr de los años se convirtió en un referente en la región de Tula del estado de Hidalgo. Se publica en formato PDF los miércoles y a diario la página web se alimenta con información de política, policíaca, deportes, sociales o toda aquella información de interés para la población.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *