Por Marisol Martínez Cruz. 

Ajacuba, Hgo.- El presidente municipal Francisco Basurto Acosta, el psicólogo Rafael Aldana Valadez y el director del Instituto del Hombre, Julio Ángeles Gutiérrez, platicaron que trabajan de la mano con la directora de la Instancia de la Mujer, Alondra Hernández Aparicio, a fin de erradicar un problema tan serio que aqueja en el municipio como lo es la violencia intrafamiliar. 

De inicio, el alcalde platicó que el Instituto del Hombre nació el 17 de mayo de este 2023, la cuna es Ajacuba.

Aseguró que no hay otro en el país, ni en el mundo y ya se está replicando en otros estados, en Sudamérica y en Europa. Este instituto es orgullosamente hidalguense y nació hace cinco años aproximadamente de pláticas que tuvo con el doctor Alberto Castillo del Valle, quien es uno de los catedráticos de mucho prestigio de la Facultad de Derecho de la UNAM y con otros amigos abogados se dieron cuenta que se está protegiendo a la mujer, que lo aplauden porque la violencia no debe existir para nadie, pero también se dieron cuenta de situaciones injustas para los hombres.

El presidente municipal dijo que en ocasiones dejan a los hombres sin posibilidad de defensa, porque el dicho de una mujer casi es una prueba plena.

Mencionó que se están vulnerando los derechos de los hombres, no hay igualdad, las leyes no están actuando de manera equitativa, los hombres van generando cierto rencor y eso se va transformando en violencia.

La penalidad por los delitos de cuestión de género es cada vez mayor, se crea el Instituto de la Mujer y hay uno en cada estado. Ahí atienden a las víctimas o sancionan a los victimarios, pero no atacan el problema que ya se realizó, no hacen nada de manera preventiva.

El Instituto del Hombre trabaja de manera preventiva, “nosotros no queremos atender víctimas, a través de apoyo psicológico y jurídico se le da la orientación y reeducación al hombre para que no victimice, para que no violente, pero también si es violentado también se da ese apoyo jurídico y legal, para que la violencia no la repelan con violencia. Estamos atacando el problema de raíz”. 

Se trabaja para erradicar la violencia, disminuirla, atendiendo a los generadores de violencia, sean hombres o mujeres y velando por los derechos de manera equitativa. “El Instituto del Hombre no está en contra de la mujer, y no es para atacar los derechos de la mujer, de hecho, trabajamos en conjunto con la Instancia de la Mujer, y solo así ha disminuido la violencia, porque vienen los dos, la pareja del hombre y mujer y ambos tienen la atención jurídica y psicológica y se han conseguido buenos resultados”, destacó. 

Ya van más de 300 casos que se han atendido en estos cinco meses, no solo del municipio sino de otros municipios aledaños y estados, vía telefónica o por medio de redes en otros países y los casos más frecuentes “violencia del hombre a la mujer”, “violencia económica”, “violencia psicológica”, la violencia física es menor, pero siíse llega a dar.

Algunos se sienten violentados

Algunos hombres se sienten violentados, ya que utilizan a los hijos como rehenes para pedir más dinero, “no ves a los hijos si no me das más dinero, compra esto o dame esto”. 

El director del Instituto dio a conocer que ya se han conseguido órdenes de restricción de mujer a hombre por violencia y una de estas es violencia física. 

A los hombres les da confianza de acudir al Instituto del Hombre, por ejemplo del municipio de Tlaxcoapan ya les canalizan los casos para Ajacuba y de la Instancia de la Mujer, incluso de la Ciudad de las Mujeres.

Cada día, el Instituto va creciendo porque la violencia no tiene género y porque la violencia siempre genera más violencia.

De los 300 casos, es muy poco tiempo, cinco meses para solucionarlos. De estos han logrado que se tenga la confianza en el Instituto y que en este momento se encuentren salvaguardados sus derechos como personas individuales y con las medidas de protección les han otorgado acceder a su propio matrimonio y ejercer sus derechos de manera más libre.

Es difícil que un hombre se abra y exponga esa vulnerabilidad, pero sí hay casos, y se les da el seguimiento para que los hombres puedan ejercer sus derechos. 

Trabajan de la mano con el Instituto de la Mujer para impartir cursos y conferencias de cómo no ser violentadores o cómo combatir esa violencia sin violencia, y cuando llegan casos en conjunto el Instituto de la mujer trabaja del lado femenino y  del lado masculino el Instituto del Hombre, así se contienen los problemas y se les da la solución.

La mayor parte de los casos es de manera unilateral para un asesoramiento o una contención de manera psicológica, si es necesario llegar a una mediación entre las dos partes. La prioridad es ayudar al hombre, darle un acompañamiento, darle una contención, una asistencia psicológica, apoyarlo en el tema de adicciones, a que genere nuevas decisiones y que tengan una paternidad responsable, apegada a la justicia o a la ley. 

17 expedientes clínicos

Por su parte, el psicólogo explicó que hay 17 expedientes clínicos aperturados, de acuerdo a las normas, con notas clínicas, pruebas psicométricas, con referencia de la clínica Fray Bernardino, cada caso ha sido estructurado. Hay casos de manera urgente y prioritaria como ansiedad, depresión, comportamientos aditivos activos, que es primordial atenderlos antes de atender el ámbito familiar.

Este es el antecedente y el primer paso, no sabemos si la próxima administración continúe con este proyecto. “Somos el pequeño ejemplo de un gran esfuerzo municipal, que están trayendo la salud mental y la orientación jurídica, pública y gratuita. Están trayendo la salud mental a un lugar en donde nadie lo iba a considerar”. 

Se están implementando las campañas contra las adicciones en el ámbito escolar, los están volteando a ver para la cuestión de talleres o capacitaciones. 

Es un trabajo de intervinculación en donde los niños están en el DIF, la mamá en el Instituto de la Mujer y el papá en el Instituto del Hombre. 

“Aún no sabemos a dónde vamos a llegar, esto puede ser más grande de lo que parece, es un esfuerzo social, es un esfuerzo para combatir a la violencia, para la atención a los menores y no vean violencia para que no la repliquen en un futuro, ya que es el objetivo de brindarles el apoyo”. 

“Queremos que se llegue a todo el mundo, que se legisle a todos por igual, que no se sectorice por conveniencias políticas, que la ley sea justa para todos, para disminuir la violencia en cualquiera de sus formas y en un futuro erradicarla.

Desde su experiencia empírica el 70 u 80 por ciento de violencia en todo el municipio se ve la violencia entre familiares, entre hijo hacia sus padres, entre la mujer al hombre y entre el hombre a la mujer. 

Reeducar al hombre

El instituto del hombre se encarga de reeducar al hombre para que no sea generador de violencia, pero si se regresa a algunas décadas nos damos cuentas que la mujer, la madre o la ama de casa es quien generalmente propicia el machismo, ya que la mujer no podía salir a trabajar por el matriarcado, a los hombres los ponen en un estatus de “tú eres proveedor, tu trabajas y quien hace todas las cuestiones de casa es la mujer y la mujer en casa y el hombre a trabajar *y aquí  estamos trabajando la igualdad ya sea  hombre o mujer y tenemos los mismos derechos”. 

Uno de los principales argumentos que como Instituto brindan a los hombres que vienen a solicitar la asesoría ante los pagos de pensión alimenticia, es que la obligación de proporcionar alimentos no es propiamente de los hombres, de los padres o las madres, es un derecho natural que como procreador de vida se tiene con los hijos. 

La ley establece un monto que como deudores se debe de dar, se les dice que ellos deben seguir cumpliendo con esta obligación, por el bien no solo del hombre, sino el demostrar que han estado cumpliendo porque el único que va a quedar bien es el hombre. Y así se garantiza que los niños tengan acceso al pago de alimentos.  

No por ser el Instituto del Hombre se van a prestar a una situación, ellos se dirigen de acuerdo a las leyes y no van a defender a un deudor alimentario, ya que él tiene la obligación con sus hijos. La prioridad de la institución son los menores y los adultos mayores. *NI*

Por Nueva Imagen de Hidalgo

Medio de comunicación que nació impreso en 1988 y con el correr de los años se convirtió en un referente en la región de Tula del estado de Hidalgo. Se publica en formato PDF los miércoles y a diario la página web se alimenta con información de política, policíaca, deportes, sociales o toda aquella información de interés para la población.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *