*Para castigar a los deudores alimentarios.

Por Marisol Martínez Cruz.

Los tendederos de deudores alimentarios tienen la finalidad de que aquellas personas que se han negado a cumplir con sus hijos paguen pensiones alimentarias dignas.

Integrantes de la Colectiva Ley Sabina Tula colocaron un tendedero de deudores en el centro del municipio, además de fotografías en las letras de TULA.

Dijeron que la idea es crear un padrón a nivel nacional que sea público, así se conocerá a detalle desde cuándo debe y el monto a fin de que ya no puedan tramitar los documentos oficiales como el INE, licencia o pasaporte, incluso no podrán contraer matrimonio civil, porque el padrón de deudores arrojará un certificado de deudor. Estos son los principales puntos que están defendiendo y van por otros 50 más.

La Ley Sabina no entra todavía en vigor en Hidalgo, es por ello por lo que se busca estar en pie de lucha para que el congreso local la legisle.

Aseguraron que el delito por difamación está derogado a nivel nacional y que al exponer las fotos de las personas “deudoras” no están mintiendo porque de cada uno existe un expediente, por lo que no incurren en ninguna falta.

Dijeron que tuvieron una muy buena respuesta en este primer encuentro en el tendedero alimentario, incluso, dijeron que en lo que transcurrían las horas más mujeres se acercaban para pedir informes.

Lo que se busca es que este grupo crezca y se está programando otro tendedero para el lunes 19 de junio en los juzgados que se encuentran frente al tianguis municipal. Hubo presencia de Derechos Humanos y de elementos de seguridad pública municipal.

También dijeron que están buscando brindar contención, apoyo y poder salir adelante, son un colectivo de mujeres para mujeres. Además, tienen un tendedero virtual el cual tiene muchas visitas.

Al momento son alrededor de 20 integrantes que trabajan de la mano con el colectivo de Pachuca y con el de la Ciudad de México.

Explicaron que la Ley Sabina es una reforma que en principio fue impulsada por la activista oaxaqueña Diana Luz Vásquez Ruiz, quien siendo madre de la niña Sabina comenzó una lucha para que su expareja afrontara sus responsabilidades económicas y reconociera su paternidad. No es normal abandonar las infancias.

De acuerdo con los artículos transitorios, el decreto entró en vigor el 30 de mayo del presente año.

Como miles de mujeres, Diana Luz Vázquez fue abandonada por el padre de su hija desde que estaba embarazada y a raíz de eso fue que decidió impulsar la Ley Sabina, una iniciativa que tiene como objetivo castigar a los deudores alimentarios de manera civil y penal.

Las mujeres del colectivo hacen un llamado a todas las mujeres que se encuentra en una situación similar a que se acerquen para que juntas logren obligar a sus exparejas a cumplir económicamente con sus hijos. *NI*

Por Nueva Imagen de Hidalgo

Medio de comunicación que nació impreso en 1988 y con el correr de los años se convirtió en un referente en la región de Tula del estado de Hidalgo. Se publica en formato PDF los miércoles y a diario la página web se alimenta con información de política, policíaca, deportes, sociales o toda aquella información de interés para la población.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *