*Podrían aplicarse sanciones, dice .

Por Francisco Villeda  

Atitalaquia, Hgo.-  La alcaldía de Atitalaquia está en espera de resultados de los muestreos realizados tras el reciente derrame de producto químico en la empresa Zinkpower, pero también de las sanciones por parte de las autoridades correspondientes.  

Lo anterior lo señaló el alcalde Agustín Hernández Olguín, quien explicó que su administración está atenta a los resultados que arrojen los estudios practicados en abril de 2023, cuando en la empresa ubicada en el Parque Industrial Atitalaquia (PIA) se registró un derrame de ácido clorhídrico.  

En esa ocasión, la noche del martes 4 de abril, se reportó a las autoridades un derrame químico en dicha empresa, por lo que personal de Protección Civil (PC) y de otras áreas de la alcaldía acudieron al inmueble, ubicado junto a la carretera federal Jorobas-Tula, en los carriles en dirección al primer punto.  

De inmediato iniciaron las labores de contención en la red de drenaje, a fin de evitar que el químico se desplazara por el drenaje hacia la comunidad Tlamaco, situada en la parte baja, y afectara a sus habitantes.  

La alcaldía dio parte a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) y a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales de Hidalgo (Semarnath), para que iniciaran el protocolo correspondiente, a fin de detectar posibles daños ambientales en la zona.  

E incluso también se avisó a la Comisión Nacional del Agua (Conagua) para que emprendiera las acciones correspondientes, a fin de aminorar el impacto negativo por esta fuga química; además, en ese entonces la alcaldía precisó que, según las primeras valoraciones, el incidente industrial no representaba riesgo para la población.  

Un día después, cuando el incidente se hizo público hubo inconformidad ciudadana y habitantes de Tlamaco protestaron, por lo que se estableció una mesa de diálogo con funcionarios y se mencionó que ya estaban en marcha los estudios.  

Ahora, en entrevista, el alcalde señaló que además de los resultados practicados por las dependencias estatales y federales, el gobierno municipal también realizó estudios a través de su organismo de agua potable, y esperan, una vez que cuenten con todos los resultados, la sanción a la empresa por parte de la instancia que le corresponda.  

En el caso del derrame de Agromaquilas dijo que fueron 50 litros de un producto químico los derramados al interior de la empresa, sin que el químico llegara a los alcantarillados, como sí sucedió en el caso de Zinkpower; precisó que la alcaldía no tiene competencia para clausurar empresas, como solicitan pobladores.  *NI*

Por Nueva Imagen de Hidalgo

Medio de comunicación que nació impreso en 1988 y con el correr de los años se convirtió en un referente en la región de Tula del estado de Hidalgo. Se publica en formato PDF los miércoles y a diario la página web se alimenta con información de política, policíaca, deportes, sociales o toda aquella información de interés para la población.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *