• nuevaimagendigital3

Plan Integral de Atención a deudos de fallecidos en el IMSS

*Hay una bolsa de hasta 35 millones de pesos para los núcleos familiares de las 16 personas que perecieron a consecuencia de la inundación en Tula.


Se dio a conocer el Plan Integral de Atención para los núcleos familiares de las 16 personas fallecidas la noche del día 6 y la madrugada del día 7 de septiembre de 2021, en el Hospital General de Zona con Unidad de Medicina Familiar Número 5 del Instituto Mexicano del Seguro Social, ubicado en Tula de Allende, el cual se inundó al desbordarse el río.

Lo anterior en apego de que la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos establece que todas las personas gozarán de los derechos humanos y el Estado mexicano tiene la obligación de promover, respetar, proteger y garantizar los derechos humanos de conformidad con los principios de universalidad, interdependencia, indivisibilidad y progresividad.

En sesión extraordinaria celebrada el 16 de septiembre de 2021, el Consejo Técnico del Instituto Mexicano del Seguro Social, mediante Acuerdo ACDO.AS1.HCT.160921/230.C.DPES, autorizó a la Dirección General del Instituto para que, a través de la Dirección de Finanzas, por excepción, por única vez y sin que deba considerarse como precedente, se dispusiera de fondos por hasta 35 millones de pesos como apoyo a los beneficiarios de las 16 personas fallecidas la noche del día 6 y la madrugada del día 7 de septiembre de 2021 en el Hospital General de Zona con Unidad de Medicina Familiar No. 5.

El 21 de septiembre de 2021 se publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) la DECLARATORIA de Emergencia por la ocurrencia de lluvia severa e inundación fluvial del 6 al 8 de septiembre de 2021 para nueve municipios del estado de Hidalgo, entre los que se encuentra el municipio de Tula de Allende;

En tanto que el 29 de septiembre de 2021 se publicó en el DOF el Acuerdo por el que se determinan medidas emergentes de apoyo que se otorgarán a los beneficiarios de las 16 personas fallecida, el cual en su punto Décimo Tercero, establece que las Normativas que lo suscriben, en coordinación con las demás áreas competentes del IMSS emitirán un Plan Integral de Atención (PIA) que contemple las medidas y apoyos necesarios para las personas que se determinen en el mismo, a efecto de apoyarlos por los hechos derivados del suceso.

Es necesario, reza el documento, establecer el PIA que contemple las medidas y apoyos para los núcleos familiares de las 16 personas fallecidas, las cuales deben ir dirigidas a dar continuidad o reconstruir su proyecto de vida, reconociendo su dignidad y sin limitarse únicamente a la reposición de bienes y derechos.

El PIA se apoya en tres principales enfoques: 1.- derechos humanos: cumplimiento a las garantías constitucionales de protección a los derechos humanos y a las normas e instrumentos internacionales en la materia. 2.- psicosocial: acompañamiento centrado en las características y necesidades de los núcleos familiares en las distintas etapas en las que se encuentren, fomentando el conocimiento y ejercicio de sus derechos, para dar continuidad a su proyecto de vida. 3. diferencial y especializado: reconocimiento de la existencia de grupos de población con mayor situación de vulnerabilidad, debido a su edad, género, entre otros, por lo que requieren atención especializada.

Se habla de núcleo familiar en el entendido de que abarca a padres de la persona fallecida, cónyuge y, en su caso, los hijos reconocidos por ambos; concubina o el concubinario e hijos reconocidos por ambos; persona que sin el carácter de concubina haya sido reconocida o bien quien, durante los últimos tres años previos al deceso, cohabitó con el difunto como si fueran esposos.

Las medidas y apoyos son: las emergentes, a través de los programas, mecanismos y servicios con que cuenta el IMSS, con el propósito de salvaguardar la seguridad y el ejercicio pleno de los derechos de los beneficiarios. Asistencia y atención médica, psicológica y psiquiátrica. Apoyos para gastos funerarios y traslados para atención médica; para alimentación y alojamiento; subsistencia y otros apoyos como asesoría.

Asimismo, medidas orientadas a restablecer la vigencia efectiva de los derechos de los beneficiarios. Se conformaron brigadas integradas por personal de diversas áreas normativas del Instituto, para ubicar y establecer contacto con los beneficiarios, así como determinar, de manera inicial, las necesidades inmediatas de cada uno de ellos.

Posteriormente, con la finalidad de garantizar la más amplia protección a los Núcleos Familiares, el Instituto conformó brigadas multidisciplinarias de trabajo, con el objetivo de individualizar el grado de afectación de los integrantes de dichos grupos.

Las brigadas estuvieron integradas por personal médico, psicológico y de trabajo social, quienes realizaron las diligencias necesarias para la determinación de las medidas económicas que se brindarán a los integrantes de los núcleos familiares, por las afectaciones materiales y afectivas que hayan experimentado.

El IMSS colaborará con autoridades federales, estatales y municipales, a fin de garantizar que los núcleos familiares tengan acceso a diversos apoyos y medidas adicionales que, por competencia, cada una de esas autoridades esté en posibilidad de otorgar.

Ante la imposibilidad de restituir las pérdidas, se establecerán las medidas económicas encaminadas a mitigar sus afectaciones y restablecer su proyecto de vida; el monto de estas deberá comprender las afectaciones originadas por el suceso en las esferas materiales y afectivas.

El IMSS otorgará por única vez una medida económica por cada núcleo familiar de las personas fallecidas, misma que será prorrateada entre cada integrante. Para el cálculo de esta medida se toma en consideración lo dispuesto en los artículos 1915 del Código Civil Federal y 502 de la Ley Federal del Trabajo.

Los núcleos familiares continuarán recibiendo la atención médica, psicológica y psiquiátrica que sea necesaria en virtud del suceso y sus consecuencias; aun cuando ellos no estuvieren sujetos al régimen ordinario del Seguro Social. Habrá apoyo educativo para garantizar su reintegración a la sociedad y la realización de su proyecto de vida.

Se autorizó otorgar a través de la Fundación IMSS, A.C., una beca a los hijos de las 16 personas fallecidas, mientras éstos se encuentren estudiando en planteles del sistema educativo nacional y hasta la edad de veinticinco años.

El IMSS busca reconocer y restablecer la dignidad de los núcleos familiares, a fin de esclarecer los hechos que dieron origen al suceso, por lo que colabora con diversas autoridades para que se determinen las responsabilidades, que correspondan, y se garantice el acceso a la justicia y a la verdad. También lo hace para reubicar al hospital e iniciar operaciones en el segundo trimestre del 2022.

El acuerdo se publicó en el Diario Oficial de la Federación y por lo tanto se abroga el que fue emitido el 22 de septiembre de 2021 y publicado el 29 del mismo mes y año. *NI*



0 vistas0 comentarios