• nuevaimagendigital3

Feministas nuevamente causan destrozos en protesta

*”Nos hace falta Amairani”, gritaban mientras rayaban y golpeaban las maxiletras ubicadas en el centro y las puertas de acceso principal de la presidencia.

Al grito de "vivas se las llevaron, vivas las queremos", "nos hace falta Amairani", un grupo de feministas llegaron al centro de Tula de Allende, formadas, hicieron dos contingentes, del grupo de negro y blanco.

A la cabeza iba el grupo negro, lanzando gritos de protesta, mientras unas cantaban, otras, con latas de aerosol pintaban las letras de Tula, pegaron la foto de Amairani y con un martillo las dañaron. Cabe resaltar que tenía por lo menos un par de días que las letras habían sido reparadas y pintadas.

En el piso, colocaron una cruz con veladoras, además de pintas, luego, caminaron por el primer cuadro de la ciudad y a su paso pintaron la cinta asfáltica y hasta una patrulla.

Ambos grupos de feministas caminaron con dirección a la presidencia municipal, esto provocó el enojo de muchos automovilistas ya que el tráfico se vio severamente afectado.

Las opiniones fueron encontradas, no muchos apoyan este tipo de actos, pues los califican de vandalismo, otros dicen que es un grito desesperado para que las autoridades tomen cartas en el asunto.

Ya casi al llegar a la presidencia municipal, las jóvenes lograron arrancar un señalamiento, lo que festejaron como un triunfo, las chicas que encabezaban el movimiento lo cargaron y al llegar a la puerta de la alcaldía, lo usaron para tratar de arrancar la cadena y con un martillo abrir el candado de la puerta de acceso principal.

Un grupo de mujeres se encargó de destruir la puerta de fierro, también recién colocada, rompieron los cristales de la segunda puerta, es decir la que ya existía, así, por una rendija, una de ellas logró entrar y se encargó de romper lo que a su paso encontró, además de hacer pintas en el mural.

Los policías sólo miraron desde lejos, nadie se acercó, ellas temían por las represalias pero no nada pasó, terminaron de rayar la fachada principal, mientras, el otro grupo, el de las blancas, se pusieron de barrera para que nadie pudiera tomar evidencias mientras sus compañeras hacían los destrozos.

Finalmente se fueron y en el kiosco pegaron la foto con los datos de Amairani de 17 años, quien está desaparecida desde el 15 de marzo y fue vista por última vez en la colonia San José, prolongación Emiliano Zapata.

Ella tiene un lunar pequeño en el entrecejo y el tatuaje de una rosa en el brazo izquierdo. El día que desapareció vestía chamarra negra tipo vinipiel, pantalón negro de mezclilla, tenis blancos con manchas negras. Es delgada, con tez morena, ojos color café oscuro y mide 1.50 mts. (MMC)



22 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo