• nuevaimagendigital3

*Empresas afectadas por ómicron.

Por Magda Olguín

La Secretaría de Salud dio a conocer el nuevo semáforo COVID federal, que estará vigente del lunes 7 de febrero hasta el 20 de febrero, es decir por dos semanas. Aunque no hay ningún estado en rojo, el color naranja se extendió a la mayoría de las entidades, al igual que el amarillo, en Hidalgo.

Ante lo anterior, la dependencia encabezada por Jorge Alcocer exhortó a la población a reforzar las medidas de prevención de infecciones respiratorias y así minimizar los ingresos hospitalarios y muertes por covid-19.

Y es que, las afectaciones no sólo alcanzan la salud de los mexicanos, sino también del comercio, la industria y por ende la economía del país. Por ejemplo, la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Caintra), reconoció que debido a la cuarta ola de Covid-19, el 54% de las empresas ya resienten afectaciones dado el alto grado de contagios que se han presentado, con consecuencias como el ausentismo laboral.

La Caintra detalló, que en 67% de las empresas, el trabajo se ha tenido que repartir entre los trabajadores que se mantienen libres de COVID, de hecho, reveló que ante los nuevos retos que se presentan, 12% de las industrias, han tenido que contratar trabajadores temporales de emergencia a fin de mantener en operación los complejos productivos.

En Hidalgo ante el aumento de casos de COVID y la presencia de la variante ómicron, el sector comercio no permitiría más cierres, señaló en su momento el presidente de Canaco, Eduardo Iturbe, quien recomendó a los negocios ser “creativos” y recurrir a mecanismos que permitan la continuidad de la operación. Sin embargo, la parte del ausentismo por COVID en los trabajos es un tema al que se enfrentan en este momento empresarios de todo el país e Hidalgo no es la excepción.

Caintra dio a conocer un sondeo realizado a más de 200 de sus socios, en el que se encontró que, durante el mes de enero, se registran afectaciones, sobre todo en las empresas grandes y medianas, los socios industriales de esa agrupación reportan afectaciones muy variadas, como la pérdida de productividad y en consecuencia en la producción; también el retraso de entregas de producción a clientes, así como retrasos por parte de los proveedores.

La Cámara señaló que la afectación no es menor, ya que un 19% de las empresas ha reportado que, en algún momento, de forma temporal, ha tenido que suspender o reducir la producción por efectos de Ómicron.

Por su parte el IMSS informó que otorgó más de 600.000 incapacidades a trabajadores por la covid-19 durante las tres primeras semanas de enero, el doble respecto al mismo periodo del 2021, según los datos de la dirección de Prestaciones Económicas y Sociales del Instituto. El grupo de edad en el que ha habido más contagios es el de 20 a 29 años y los sectores económicos más afectados por el ausentismo laboral derivado de la pandemia han sido el turismo, servicios y salud.

Las líneas aéreas también han padecido los estragos de su personal contagiado. A inicios de enero, Aeroméxico reportó la cancelación de decenas de vuelos por el diagnóstico positivo de 140 sobrecargos y 75 pilotos. Y si bien el sector turístico es uno de los más afectados por la cuarta ola de la pandemia, no es el único, restaurantes, centros de entretenimiento y servicios financieros también han tenido que tomar medidas por la falta de personal para operar. Hace un par de semanas, 62 sucursales del banco HSBC —13 de ellas en Ciudad de México— se vieron obligadas a cerrar temporalmente.

El sector industrial alertó por los niveles de ausentismo que están generando los contagios por la variante Ómicron, ya que esto genera que las aduanas no estén funcionando a toda su capacidad.

En el puerto de Manzanillo, Colima, actualmente se opera con menos de la mitad del personal debido al ausentismo laboral por contagio de Ómicron, informó José Abugaber, presidente de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin) en un video en Twitter.

Dijo que esto provoca congestión en el puerto, que haya varios barcos sin poder descargar y muchos contenedores sin ser procesados.

El reto es muy importante para las empresas que lidian con la baja productividad consecuencia de la pandemia que no se acaba. Pero es trascendental que las organizaciones públicas y privadas mantengan el apoyo físico y emocional de los empleados y sus familias, además de posicionarse desde la empatía proporcionando herramientas para el monitoreo de salud del enfermo.

La telemedicina ha sido un importante aliado para este fin ya que se crearon diversas plataformas con consultas a distancia, muchas corporaciones han optado por este mecanismo que les permite dar atención médica de calidad desde el resguardo. Además de que lo anterior permite a la empresa en conjunto con el trabajador superar con éxito y empatía el ausentismo laboral por COVID 19, que aún es un problema creciente.

El primer año de la pandemia, las actividades comerciales en México se vieron gravemente afectadas por las medidas de confinamiento y una menor actividad económica. Por ello no se puede permitir que la situación se repita, porque los trabajadores y las empresas se ven gravemente afectados, las empresas, organizaciones y comercios deben fortalecer sus protocolos sanitarios con medidas adicionales a las que establecen las autoridades de salud para proteger a la planta productiva, considerando también los permisos COVID que tramitan los trabajadores ante el seguro social.

Esperemos que el retorno de los colaboradores sea mucho más programado que el que se presentó en olas anteriores para que no suceda nuevamente un caos económico en el país.

Mis Redes sociales abiertas para usted Magda Olguín en Fb, @malenitaol en Twitter e IG. *NI*




1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo