• nuevaimagendigital3

*El comercio en Tula

Por Magda Olguín

Desde antes de la conquista Tula ha sido un lugar medular en el comercio de nuestro país, es difícil hacer observaciones sobre la antigua ciudad tolteca de Tollan ( Tula ) porque la ciudad fue saqueada extensamente, primero por los mexicas (aztecas) antes de la llegada de los europeos, y luego por los españoles. Por tanto, es posible que la prueba de extensas redes comerciales se haya llevado hace mucho tiempo.

Por ejemplo, aunque el jade era uno de los materiales comerciales más importantes en la antigua Mesoamérica, sólo se ha encontrado una pieza de jade en Tula. Sin embargo, el arqueólogo Richard Diehl ha identificado cerámica de Nicaragua, Costa Rica, Campeche y Guatemala en Tula, y encontró tiestos que se remontan a la región de Veracruz.

En la época contemporánea el comercio en nuestra ciudad ha sido parte de nuestro día a día, ya que Tula es centro de abasto de comunidades y colonias de la ciudad, así como de otros municipios, que, hasta hace poco no contaban con tiendas grandes que les suministrara de productos de primera necesidad a precios accesibles. Poco a poco esto último ha cambiado y por supuesto que ha mermado en los comercios de la zona de manera considerable, la llegada de las cadenas abarroteras más grandes del país han dado el tiro de gracia al comercio local que se las ha visto negras en el último par de décadas.

El problema que se suscitó el fin de semana pasado nos habla de dos posturas válidas: la primera, el comercio establecido del centro de la ciudad, ese que paga impuestos, tiene el temor de que las ventas sigan abajo por la puesta de bazares en el jardín municipal, sin duda este tipo de negocios necesitan y deben contar con las herramientas necesarias ante un comercio cada vez más globalizado en el que la modernidad para poder competir debe ser la prioridad ante el monstruo que se tiene enfrente… y ese monstruo es la segunda postura: el comercio informal y las ventas por Internet que cada vez están abarcando más y más espacio ya que con la pandemia el llamado e-commerce se ha convertido en un parteaguas en la venta de productos variados que pueden llegar hasta la puerta de tu casa o “en un punto medio neni” , lo que se te haga más fácil. Por cierto, que, y hay que decirlo, un par de días en el centro de Tula no frena de ninguna manera a estas nuevas marcas…digo, por si ese es su pesar… no, no creo que les hayan hecho mucho “daño”…al contrario.

Hay algunos comercios en el centro que han tomado como complemento el e-commerce, pero los más no han caído en cuenta que ante los problemas económicos actuales y la falta de empleo será cada vez mayor esta competencia en la que no necesitamos divisiones sino partir de una propuesta de valor que demuestre a los consumidores cómo satisfacer a tu cliente de manera eficiente y precisa. La competencia no es mala, al contrario, incentiva la creatividad, te motiva a enfrentar tus temores e inseguridades. Impulsar los puntos fuertes de tu empresa que siempre traerán como consecuencia nuevos clientes a tu negocio.

La apertura de espacios en el centro de la ciudad es un tema con el que siempre se ha generado polémica en Tula, entre quienes tienen años con local en centro y aquellos que ahora venden sus productos por Internet, está la disyuntiva de la “competencia desleal” ante un comercio establecido que no permite la libre compra de productos.

Es un hecho, el comercio está avanzando a pasos agigantados y como comerciantes no se debe echar en saco roto las nuevas formas de ofertar los productos, desde envíos a la puerta de sus casas hasta el pago por transferencia y demás situaciones que ponen de manifiesto la necesidad de estar al día si es que queremos seguir compitiendo en un mercado cada vez más saturado.

Lo de los puestos durante dos días en el centro es lo de menos, la competencia no está ahí, está todos siempre y a todas horas en el celular, en páginas de internet, el WhatsApp y en esas aplicaciones de compra directa que nos permiten cada vez más hacer el menor esfuerzo antes de adquirir un producto.

El diálogo siempre será nuestra mejor arma, sabemos que tenemos una crisis económica muy marcada por las inundaciones y la pandemia en Tula, pero pienso que no viendo al de enfrente como competencia, pero sí como un complemento para atraer gente a mi negocio con un beneficio extra (tal vez una aportación considerable a los del centro y el tianguis para beneficio de ellos como pintura, saneamiento de las banquetas o la compra de las lámparas) pudiera ser parte de la solución a la problemática.

He trabajado con artesanos y comerciantes del centro, sé y estoy segura de que Tula está llena de gente de buen corazón, si el timón está mal busquemos la solución en conjunto que beneficie a todas y todos, pero de ninguna manera permitamos a estas alturas nuevamente una división que derive en peleas que hoy menos que nunca las necesitamos en nuestra ciudad.

No se deje llevar por el “son de la tambora”, hay quienes sólo ven el beneficio propio y no de los demás, seamos más inteligentes que el resto y charlemos para llegar a un consenso. Porque eso sí les digo, la venta de productos con o sin local en el centro de la ciudad seguirá llevándose a cabo, eso es lo que nos debe preocupar como comerciantes y no la puesta de dos días de un bazar en el centro de la ciudad. Hablen y busquen el beneficio común y así los ganadores seremos los consumidores y ustedes con buenas ventas.

“Durante la época de dominio de Teotihuacán, poco antes del surgimiento de los toltecas, las culturas de la costa del golfo habían sido una fuerza importante en el comercio mesoamericano, y el erudito Tolteca Nigel Davies cree que la combinación de la ubicación de Tula en el centro de México, su baja producción de bienes comerciales y su dependencia del tributo sobre el comercio colocó a los toltecas al margen del comercio mesoamericano en ese momento”… Como leen Tula es un centro comercial por excelencia, vamos a ponernos de acuerdo y que Tula brille por su riqueza ancestral y comercial.

Mis redes sociales están abiertas para usted Magda Olguín en Fb y @Malenitaol en Twitter y IG. *NI*





5 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo