• nuevaimagendigital3

*Deserción escolar y COVID.

Por Magda Olguín

La titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Delfina Gómez Álvarez, señaló el pasado fin de semana que se ha detectado a cerca de 270 mil estudiantes de nivel básico que dejaron las aulas, por lo que la tercera y cuarta ola de contagios de COVID-19 no sólo ha traído miles de dolorosas muertes en el país, sino también un alto índice de deserción escolar.

Durante la última mesa de trabajo de la reunión plenaria de Morena en el Senado de la República, “La maestra” aseguró que el abandono escolar es uno de los principales problemas a resolver para el gobierno federal, por lo que se encuentran elaborando planes para que las y los estudiantes retomen sus clases a pesar de que la crisis sanitaria siga afectando el sistema educativo.

Derivado de lo anterior, mencionó que mediante un diagnóstico también se detectó que los principales problemas en la transición de secundaria a preparatoria fueron déficit académico acumulado, carencia en apoyo y habilidades socio emocionales, falta de recursos económicos, falta de orientación vocacional e insuficiencia de información.

Por su parte, Ana Lilia Herrera, diputada federal por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), presentó los resultados de la Encuesta Nacional Encovid19 Infancia, la cual expone los efectos de la COVID-19 en el bienestar de las niñas, niños y adolescentes durante la pandemia.

La legisladora señaló que este ejercicio permitió conocer el impacto de la pandemia en este demográfico y señaló que, en virtud de lo observado, es fundamental contar con un Sistema Nacional de Cuidados, se requieren estancias infantiles y escuelas de tiempo completo, especialmente porque una de cada tres mujeres está al frente de un hogar y necesita de este sistema.

Graciela Teruel, directora del Instituto de Investigaciones para el Desarrollo con Equidad, precisó que esta fue realizada de manera telefónica y contiene resultados de 18 meses, en donde sobresalen los daños a la salud mental. Además, agregó que uno de cada tres mexicanos manifestó síntomas de ansiedad.

Esta tendencia fue constante y aumentó en los hogares con menores, ya que, además de problemas de ingresos, deben hacerse cargo de sus hijos, quienes estuvieron dentro de los hogares con todas las tensiones.

De entre otros puntos, se reportó que en el 8% de los hogares con integrantes de 4 a 17 años, algún menor no se inscribió a la escuela; el 50% de quienes abandonaron la escuela tiene entre 24 y 17 años, de ellos 53% son hombres; el 44% abandonó la primaria, 19% la secundaria y el 26% el nivel medio superior.

En contraste, con el inicio de la reactivación de actividades sociales se midió que el 98% de estudiantes de preescolar, 93% de primaria, 94% de secundaria y 93% de preparatoria, se encuentran emocionados y contentos por el regreso a clases.

La Confederación Patronal de la República Mexicana de la Ciudad de México (Coparmex-CdMx) aseguró que, derivado de la pandemia del coronavirus y la falta de vacunación en menores de edad, 452 mil 599 alumnos de preescolar no han podido continuar sus estudios.

En videoconferencia de prensa la presidenta de la Comisión de Educación de la Coparmex, Patricia Ganem, señaló que el cierre prolongado de escuelas y la deficiente educación a distancia puede incrementar hasta 70 por ciento la caída del aprendizaje en los niños, sobre todo en la población de bajos recursos.

“La reducción en la matrícula escolar al cierre del 2021 -siendo la mayor en escuelas privadas- en preescolar dejaron de asistir a la escuela 274 mil 387 alumnos, mientras que en instituciones públicas fueron 178 mil 212. Al final del ciclo escolar 2018-2019 se titularon 507 mil 349 estudiantes; mientras que en el ciclo 2020-2021 se titularon 461 mil 337”, aseveró.

Es necesario desarrollar estrategias y acciones de política pública que permitan la contención a niñas, niños y adolescentes en el contexto de la emergencia sanitaria por COVID-19, ante la deserción escolar y el impacto en su salud mental.

Los niños y los adolescentes en la secundaria, así como las adolescentes en la educación media superior, están siendo las más propensas al abandono y a la deserción escolar. A lo anterior se suma la brecha digital presente y las dificultades para el aprendizaje a través de las nuevas tecnologías.

Por lo menos el 30% de niñas, niños y adolescentes no tienen una computadora y ni acceso a Internet; a pesar de esfuerzos por acercarse a través de los medios de comunicación, la televisión y la radio, continúa el impacto hacia este grupo de atención prioritaria.

Respecto a niños en Primera Infancia (menores de 5 años), es fundamental el seguimiento no nada más de la salud, sino de la integridad en general de su desarrollo, tender habilidades socioemocionales pueden dar cabida a conductas que les permitan abordar situaciones estresantes en calma, fortalecer el pensamiento crítico para tomar mejores decisiones, potenciar su desarrollo, ser empáticos y desarrollar sus fortalezas.

Gómez Álvarez dio a conocer que entre febrero y marzo de este año se realizará otra evaluación diagnóstica para contrastar los resultados del 2021 y ver qué contenidos siguen bajos y cuáles se pudieron reforzar durante estos meses y aunque el presidente Andrés Manuel López Obrador ha pedido en varias ocasiones la vuelta a clases presenciales para mejorar los números de deserción, reabrir las escuelas ayuda, pero el problema no se resuelve en automático.

La vuelta a clases presenciales ha comenzado, de algún modo, en el 51% de las escuelas de todo el país. Sin embargo, se desconoce cuántos alumnos vuelven de manera diaria en cada nivel educativo y cuántos de manera escalonada y qué va a pasar con el 49% de las escuelas no ha vuelto a clases…

Mis redes sociales están abiertas para usted @MagdaOlguín en Fb y @ malenitaol en Twitter. *NI*





45 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo