• nuevaimagendigital3

Cerca de seis cirugías ha perdido por no tener VISA

*Es la situación de uno de los jóvenes afectados por la explosión del ducto de Pemex en Tlahuelilpan, denuncia la madre.

Por Rosy Ángeles

Tlaxcoapan, Hgo.- Rosalinda Reyes Torres, madre de uno de los niños afectados durante la explosión del ducto de Pemex en Tlahuelilpan el 18 de enero de 2019 en la localidad de San Primitivo hace ya tres años, denunció que dentro de la minuta que se firmó en la Oficina de Atención Ciudadana de Presidencia de la República, el 19 de marzo de 2019 con autoridades federales, en lo que confiere al punto número 4 de Seguimiento y Diagnóstico de las atenciones médicas para los afectados y sus familias, no se ha cumplido debido a que su hijo ha perdido cerca de seis cirugías por la falta de su VISA.

Mencionó que a través de la Fundación Michou y Mau obtuvo una por un año para que el menor fuera atendido en el Shriners Hospital For Children de Galveston, Texas, EE.UU, luego del siniestro, pero ya caducó, y cuando el hospital le dio cita para una cirugía ya no pudo continuar con su tratamiento médico debido a que el documento no estaba vigente.

La afligida madre dijo que su hijo tiene la fortuna de estar vivo, hoy ya con 17 años, quien por curiosidad acudió a la fuga de hidrocarburo que había en San Primitivo y donde durante la explosión del ducto, el joven resultó con quemaduras en el 90 por ciento de su cuerpo. El mes de septiembre tenía programada una importante cirugía, por lo que tuvieron que tramitar nuevamente la VISA, proceso que le llevó año y medio obtenerla y apenas en noviembre de 2021 se la entregaron, pero con vigencia de un año.

Rosalinda Reyes pide ayuda a las autoridades correspondientes para que le expidan una VISA por 10 años, ya que de esta forma su hijo continuará con su tratamiento médico, pero también para que lo vea un médico especializado porque las heridas del joven se están haciendo feas y necesitan de atención urgente. Comenta que lo ha llevado con un médico general, pero el medicamento o pomadas que le recetan no le ayudan en nada.

Hasta el momento no ha recibido apoyo de ningún orden de gobierno, los gastos médicos corren por su cuenta con el sueldo que obtiene como empleada de una tienda de ropa, en cuanto a la reprogramación de citas en el hospital, comenta que ha estado llamando por teléfono, pero le dicen que por el momento no están dando citas, teme que cuando le reprogramen la consulta le vuelva a suceder que su VISA esté caducada.

Solicitan a los gobiernos federal y estatal que no se olviden de las familias, que se respeten los compromisos acordados ya que todavía hay muchos niños y madres solteras que necesitan de los apoyos para salir adelante. *NI*




26 visualizaciones0 comentarios